¿Por qué apoyar la moda sostenible?

Certificados medioambientales

¿Por qué apoyar la moda sostenible?

La moda sostenible, también conocida como Slow Fashion, es un concepto que comenzó a popularizarse en 2007, siendo acuñado por Kate Fletcher, una profesora del Center for Sustainable Fashion de Londres, encargada de impartir Sostenibilidad, Diseño y Moda. Desde su origen, el concepto representaba a la perfección un antónimo de la moda más procesada, contaminante e industrializada, conocida también como Fast Fashion y caracterizada por los procesos productivos a gran escala de ropa de baja calidad, motivado por una industria textil y un mundo cada vez más globalizado.

¿Qué motivó el auge de la moda sostenible?

La preocupación en este aspecto generó un movimiento de moda sostenible que tomó cada vez más importancia, especialmente a partir de la tragedia de 2013 en una fabrica en Bangladesh, donde 1.100 personas perdieron la vida tras venirse abajo un edificio que no cumplía ni siquiera con las medidas básicas de seguridad, utilizado para fabricar ropa a gran escala. Como suele ocurrir, los humanos tomamos conciencia verdadera una vez las consecuencias han llegado. Por ello, tras esta catástrofe, empresas y consumidores comenzaron a tomar una conciencia más activa sobre el problema, generando que la moda sostenible comenzara a tener cada vez más relevancia.

El crecimiento del comercio justo y sostenible representa un modelo de consumo responsable en el que se producen prendas de mejor calidad, se respeta el medioambiente y las condiciones precarias de trabajadores en zonas de poco desarrollo, permitiendo un descenso de las prendas baratas y de mala calidad, producidas en condiciones deplorables para los trabajadores y bajo procesos altamente contaminantes.

Slow fashion: ¿Tendencia o filosofía de consumo?

Tras el paso de los años y la consolidación de este modelo, afortunadamente podemos hablar de una filosofía de producción y consumo responsable, más allá de una tendencia. Los consumidores hoy en día están mucho más concienciados y saben que son el motor del cambio, lo que ha supuesto que muchas empresas, partidarias o no de este movimiento, se hayan visto obligadas a dejar de lado el concepto de Fast Fashion. En algunos casos se trata de pura superviviencia, en otros casos de una estrategia de marketing y en otros un nivel de concienciación empresarial, especialmente en startups del sector textil.

¿Por qué apoyamos la moda sostenible en Black Cat?

Materiales como el algodón orgánico, con el que se producen todas las camisetas de Black Cat, son respetuosos y no contaminantes con el medioabiente, siendo completamente biodegradables. Seguimos siempre las bases del ‘Slow Fashion’, rechazando todo lo producido en cadena y fomentando y vendiendo ropa de calidad capaz de no ser sustituida en solo unos meses. Por ello:

1. Rechazamos las corrientes de moda y los productos que se realizan en cantidades industriales.
2. Apoyamos los productos artesanales y las empresas pequeñas que fomentan el comercio justo.
3. Te recomendamos que si en algun momento no quieres seguir utilizando una de nuestras camisetas, la dones. De esta manera evitarás nuevos procesos productivos y ayudarás a alguien con pocos recursos.
4. Siempre que este en tu mano, compra ropa realizada con materiales sostenibles y para la que no se haya empleado a ningún animal durante su proceso productivo.
5. De acuerdo con lo anterior, te recordamos que colaboramos con la protectora de animales Ayuda Animal Murcia, destinando una parte de nuestras ventas a su increíble labor.
6. Trata de disminuir tu consumo de ropa. Compra ropa cuando de verdad lo necesites, aunque de vez en cuando te des algún capricho. Si lo haces, compra ropa de algodón orgánico y de primera calidad.

 



0